martes, junio 23

Congreso de Soviets prohibe manifestaciones y llama a la población a no obedecer a bolcheviques

Petrogrado, 10 (23) de junio de 1917, 12.30 a.m.

Congreso de los Soviets de Toda Rusia
Sesión plenaria celebrada en el edificio del Cuerpo de Cadetes


La Presidencia informa que aprobó una declaración dirigida a la población. Agentes de la Presidencia visitaron los distritos obreros y las barracas de la guarnición para tomar el pulso de la situación y contrarrestar la propaganda bolchevique.

Se lee el texto completo del llamamiento bolchevique que convoca a los obreros y soldados a salir a las calles en manifestación.

El menchevique Gegechkori propone que se apruebe un llamamiento a las masas con el siguiente tenor:

"Camaradas soldados y obreros:

El Partido Bolchevique los ha llamado a las calles.

Ese llamamiento fue preparado sin el conocimiento y la autorización del Soviet de Diputados de Obreros y Soldados, sin el conocimiento y la autorización del Congreso de Toda Rusia, sin el conocimiento y la autorización del Soviet de Diputados Campesinos y los partidos socialistas. Se da precisamente en momentos difíciles cuando el Congreso de Toda Rusia ha pedido a los obreros del Distrito de Vyborg que recuerden que todas las manifestaciones durante estos días pueden ocasionar daño a la causa de la revolución...

No hagan lo que se les ha pedido que hagan.

En estos momentos difíciles ustedes han sido llamados a las calles para elevar la demanda de derrocar al Gobierno Provisional, a quien el Congreso de Toda Rusia ha reconocido que se debe apoyar. Y aquellos que os convocan no pueden sino saber que su pacífica manifestación puede desarrollarse en un sangriento desorden...

¡Camaradas! En nombre de los Soviets de Diputados de Obreros y Soldados, en nombre del Soviet de Diputados Campesinos, el ejército y los partidos socialistas, les decimos:

Ninguna sola compañía, ningún solo regimiento, ningún solo grupo de obreros debe estar en las calles. Ninguna sola manifestación debe ser realizada hoy".

Este llamamiento del Congreso se apruebó por unanimidad. Bolcheviques e interdistritales no participaron en la votación.

Se aprobó también una resolución presentada por Chjeídze prohibiendo todas las manifestaciones durante tres días y se creó un comité conjunto Soviet de Petrogrado-Congreso de Soviets (Buró para contrarrestar la Manifestación) para vigilar cualquier intento de parte de los bolcheviques de seguir con la marcha.

El Congreso de Soviets levanta su sesión y se traslada al Palacio Táurida, donde las comunicaciones son mejores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada