miércoles, marzo 25

La conducta de Kámenev durante el juicio contra la fracción bolchevique de la Duma

Lev Kámenev

La fracción bolchevique fue arrestada a fines de 1914 en una conferencia ilegal bolchevique. El juicio fue celebrado en febrero de 1915 y el cargo presentado fue de participación y conspiración en una organización para derrocar el sistema. Las pruebas materiales consistían en dos artículos de Lenin que se discutían en la reunión: Las tareas de la socialdemocracia revolucionaria en la guerra europea y La guerra y la socialdemocracia.

Junto a los cinco diputados, fue juzgado Lev Borísovich Rosenfeld (verdadero nombre de Kámenev), editor de Pravda y encargado de supervisar el trabajo parlamentario.

La sentencia propuesta y que finalmente se aprobó fue el exilio de por vida en Siberia para los condenados.

Para evitar la sentencia, Kámenev declaró en el juicio que no compartía las opiniones de Lenin y la mayoría del Partido bolchevique sobre la guerra. Esta afirmación se ajustaba a la verdad, pero, a pesar de ello, Kámenev fue igualmente sentenciado a Siberia.

Una vez llegado a Siberia, Kámenev fue sometido a “juicio” por sus camaradas en el exilio, siendo criticado duramente. Stalin –quien residía solo, en el círculo polar ártico- asistió a dicha reunión, en la que sólo los miembros del Comité Central podían aprobar una resolución sobre el caso de Kámenev. Muchos de los bolcheviques presentes vivían en el mismo lugar que Kámenev o en villas cercanas. Sin embargo, luego de muchas horas, Stalin tuvo que abandonar la reunión para emprender el viaje de regreso al lugar de su confinamiento, por lo que no se llegó a ningún acuerdo de censura contra Kámenev.

En la sesión del Buró Ruso del CC del día 12 (25) de marzo, se rechazó la inclusión de Kámenev en el Buró debido a su criticado comportamiento en el juicio de la fracción bolchevique de la Duma. En aquella reunión, Kámenev no dio ninguna explicación ni mostró ningún signo de autocrítica por su conducta en 1915. Se limitó a decir que “había cosas que sólo los líderes del partido estaban permitidos conocer” (Edvar Radzinsky, Stalin, 1996), lo que ha dado pie a pensar que hizo lo que hizo para evitar la sentencia, posiblemente con el conocimiento de Lenin; aunque el jefe bolchevique publicó un artículo criticando la conducta de Kámenev.

D.R.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada